GUÍA DE CÓMO EVITAR Y MITIGAR LA RESACA DURANTE LAS CELEBRACIONES NAVIDEÑAS

Con la temporada festiva en pleno apogeo, es crucial conocer prácticas saludables para prevenir y tratar la temida resaca. Desde consejos sobre el consumo moderado de alcohol hasta descubrimientos sobre alimentos que podrían aliviar los efectos.

El incremento en el consumo de alcohol durante las festividades puede llevar a la temida resaca, pero adoptar hábitos saludables puede marcar la diferencia. Beber con moderación y alternar el alcohol con agua son prácticas esenciales para prevenir la deshidratación, uno de los principales desencadenantes de la resaca.

Además, la clave está en consumir alimentos ricos en ácido nicotínico y zinc, según revela un estudio del Journal of Clinical Medicine. Alimentos como carne, mariscos, legumbres, ostras y lentejas pueden ayudar a reducir la intensidad de la resaca. La pera, la naranja, la carambola y la lima dulce se destacan entre las frutas que muestran eficacia para mejorar la actividad de la enzima ALDH, responsable de eliminar el acetaldehído, principal culpable de la resaca.

No obstante, es crucial recordar que la recuperación de la resaca lleva tiempo, y descansar lo suficiente es fundamental. Aunque algunos optan por tratamientos como soluciones electrolíticas, es importante tener precaución con los medicamentos, ya que muchos carecen de respaldo científico sobre su eficacia y seguridad.

Te puede interesar

El debate sobre si la resaca se clasifica como enfermedad genera confusión en la industria de tratamientos. Aunque la Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos considera la intoxicación por alcohol, incluida la resaca, como una enfermedad, muchos productos dirigidos a contrarrestarla se registran como suplementos dietéticos, limitando sus afirmaciones respaldadas científicamente.

 

COMENTARIOS